1-1. ¿Qué es la Investigación Educativa?

La investigación educativa se define como la explicación sistemática y racional de los problemas de la realidad educativa, a través de la búsqueda de nuevos conocimientos, del análisis de las funciones, los métodos y los procesos educativos,  contribuyendo primordialmente a:

  • Conocer los factores históricos, culturales, sociales y económicos que han regido las acciones y que han dado sentido y dirección al sistema educativo en diferentes épocas.
  • Desarrollar conceptos, enfoques y esquemas bajo los cuales se puedan interpretar los fenómenos educativos.
  • Generar marcos teóricos desde los cuales se adopte una actitud crítica de la situación que priva en determinado momento.
  • Fundamentar el desarrollo y la implantación de nuevos modelos educativos.
  • Obtener datos que permitan una planificación congruente con las políticas educativas nacionales.
  • Evaluar cada uno de los procesos, programas, actores y centros que conforman el sistema educativo.

 

En suma, la investigación educativa contribuye a mejorar la práctica cotidiana de los docentes, elevando la calidad de la educación que se imparte.